EFE

Eurobasket 2017 (Final), Eslovenia-Serbia: Dragic I estrena su reinado (93-85)

Eurobasket 2017 (Final), Eslovenia-Serbia: Dragic I estrena su reinado (93-85)
Por Eurosport

El 17/09/2017 a las 18:21Actualizado El 17/09/2017 a las 23:09

Eslovenia, de la mano de un excelso Goran Dragic (35 puntos, 26 de ellos en la primera mitad) superó a una batalladora Serbia en la final del Eurobasket (93-85), conquistando el primer título de la historia para su selección. Un gran segundo cuarto pareció romper un partido que sin embargo mantuvo finalmente la emoción hasta el final. Luka Doncic tuvo que retirarse lesionado.

Ficha del partido

93 - Eslovenia (20+36+15+22): Dragic (35), Muric (5), Blazic (7), Vidmar (2) y Doncic (8) -equipo inicial-, Randolph (11), Nikolic (4), Prepelic (21), Zagorac, Dimec y Cancar.

85 - Serbia (22+25+20+28): Macvan (18), Bogdanovic (22), Lucic (9) Jovic (2) y Kuzmic (6) -equipo inicial-, Bircevic (8), Milosavljevic (2), Stimac (2), Micic (4), Guduric (6) y Marjanovic (6).

Árbitros: Cristiano Maranho (BRA), Tolga Sahin (ITA) y Antonio Conde (ESP). Lucic fue eliminado por cinco personales (min.39).

Incidencias: Partido correspondiente a la final del Eurobasket 2017 disputado en el Sinan Erden de Estambul ante 12.095 espectadores.

Nudo

Serbia entró en la final con un mejor tono defensivo y le permitió gozar en el primer cuarto de ligeras ventajas con respecto a la selección revelación de este Eurobasket, Eslovenia, que entraba en el partido de la mano de Muric, que anotaba los primeros puntos de su selección. Para el equipo entrenado por Sasha Djorjevic, el juego interior era una mina convenientemente explotada por el nuevo jugador del Real Madrid, Kuzmic, que no encontraba oposición hasta que entró Randolph en la cancha, para acabar el cuarto dos puntos arriba (20-22).

Pero el partido fue ganando en calidad conforme pasaban los minutos, de la mano de Luka Doncic en la dirección, Prepelic en el triple y sobre todo, Goran Dragic, que daba un auténtico clínic de baloncesto en el segundo periodo, con canastas de todos los colores. La sangría fue tal, que los eslovenos daban completamente la vuelta al marcador con un parcial en el que se fueron a los 36 puntos en total.

Goran Dragic (Eslovenia) intenta pasar el balón ante la oposición Serbia

Goran Dragic (Eslovenia) intenta pasar el balón ante la oposición SerbiaEFE

Para el jugador de los Miami Heat, el aro parecía aumentar de tamaño y se marchaba a los vestuarios con la friolera de 26 puntos en su haber. Serbia no sabía cómo poner freno a la avalancha ofensiva de su rival, que llegaba al descanso con la moral por las nubes. La mejor noticia para Djorjevic era el marcador, dada la exhibición que se vio sobre el parqué (56-47).

Pero a pesar de estar en una final de claro protagonismo de Goran Dragic, Serbia no le perdió la cara al partido en ningún momento, tanto que sin Bogdanovic ni Marjanovic en cancha consiguió dejar la diferencia en dos puntos, saltando las alarmas en el banquillo esloveno. Más todavía, después de que Luka Doncic tuviera que dejar el partido con evidentes gestos de dolor tras una mala recepción en un salto.

Luka Doncic, lesionado en la final del Eurobasket 2017

Luka Doncic, lesionado en la final del Eurobasket 2017EFE

Dragic seguía haciendo de las suyas, pero la final estaba más igualada que nunca y solamente restaba un curto para conocer cuál sería la selección que tomaría el relevo de España como mejor selección europea. Tanto Eslovenia como Serbia mantenían intactas sus opciones en un choque de idas y venidas (71-67).

A pesar de que Dragic se mantuvo en el banquillo los últimos minutos, acabando como MVP del torneo, Eslovenia acabó por cerrar en la línea del tiro libre el partido, gracias al gran final de Randolph. la imprecisión condendó a los hombres de Djorjevic que sucumbieron ante la gran revelación de este Eurobasket, con un oro que hizo justicia a lo visto durante todo el campeonato sucediendo en el palmarés a la selección española (93-85).

0
0