AFP

Juegos Olímpicos 2016, Australia-Estados Unidos: Carmelo evita el gran susto (88-98)

Juegos Olímpicos 2016, Australia-Estados Unidos: Carmelo evita el gran susto (88-98)

El 10/08/2016 a las 22:24Actualizado El 11/08/2016 a las 02:43

El equipo de baloncesto de Estados Unidos se impone (88-98) a Australia y continúa invicto después de tres jornadas. El equipo oceánico puso en aprietos a los USA durante buena parte del choque y fue Carmelo Anthony quien dio un paso adelante para sentenciar el marcador en el último cuarto.

LA FICHA DEL PARTIDO:

88 - Australia (29+25+13+21): Matthew Dellavedova (11), Patty Mills (30), Joe Ingles (7), Aron Baynes (4) y Andrew Bogut (15) -cinco inicial- Damian Martin, Kevin Lisch, Chris Goulding, Ryan Broekhoff (2), Brock Motum, Cameron Bairstow (6) y David Andersen (13). Entrenador: Andreij Lemanis.

98 - Estados Unidos (29+20+21+28): Kyrie Irving (19), Paul George (5), Carmelo Anthony (31), Kevin Durant (14) y DeMarcus Cousins (6) -cinco inicial-; Kyle Lowry (7), Klay Thomson (6), Demar DeRozan, Jimmy Butler, Draymond Green (7) y De Andre Jordan (3). Entrenador: Mike Krzyzewski.

Árbitros: Christos Christodoulou (Grecia), Juan Carlos García (España) y Goran Radonjic (Francia). Eliminado por cinco faltas Joe Ingles.

Incidencias: Partido de la segunda jornada del Grupo A del torneo olímpico de los Juegos de Río de Janeiro disputado en un Arena Carioca 1.

Sin ningún miedo, como venían haciendo hasta ahora, los australianos plantaron cara al 'Dream Team' con la salvaje anotación de Mills y la sólida presencia interior de Bogut y Baynes (17-24, m. 33). Solo a base de triples los de 'Coach K' resistieron un primer cuarto que por primera vez les dificultaba algo las cosas. El camino para recuperar el orden fue, una vez más, la defensa. Pero Australia ya había mostrado las garras en un espectacular primer cuarto (29-29).

El fantástico tándem Dellavedova-Bogut sostuvo al cuadro oceánico hasta bien entrado el segundo parcial (46-41, m. 24). El técnico americano pasó a jugar pequeño, sin pívots y con mayor intensidad al robo en todas las líneas. Pero aun así, no conseguían neutralizar el juego coral de los oceánicos, que llegaron al descanso con una merecidísima ventaja (54-49). Mills sumaba 15 puntos, por 13 Bogut y 10 Andersen. En los USA, únicamente Carmelo Anthony daba la cara con 17.

Un minuto tardaron los americanos en igualar el choque en la reanudación, que vio un parcial de 9-0 para dar la vuelta al marcador. 16-4 era el desequilibrio en el rebote ofensivo a favor del 'Dream Team'. Pero Australia seguía jugando a lo suyo y no permitía la ruptura rival (63-63, m. 14). Solo el repunte defensivo de los NBA permitió cerrar el cuarto con una pequeña ventaja en el marcador (67-70).

Sin perder la intensidad atrás, los americanos añadieron la mejor versión de Anthony. Ocho puntos seguidos del alero devolvieron la ventaja americana (74-78, m. 7), sustentada hasta el término por un apabullante dominio reboteador. Melo se fue hasta los nueve triples, mientras Irving apoyaba con 19 puntos. Pero no había modo de tumbar definitivamente a los australianos (88-93, m. 1), que lucharon hasta el último soplo ofreciendo a los NBA la más dura rivalidad desde la final contra España en los Juegos de Londres.

0
0