EFE

España tira de la épica para empatar

España tira de la épica para empatar
Por Eurosport

El 20/01/2011 a las 20:04Actualizado El 20/01/2011 a las 22:55

La selección española ha conseguido empatar (28-28) un partido que tenía perdido, ya que a 10 minutos del final caía por seis goles. Una gran reacción final propició la igualada. España pasa invicta y afrontará la segunda fase con 3 puntos.

Una parada en el último segundo de Arpad Sterbik a lanzamiento de Luc Abalo permitió a España lograr un épico empate (28-28) ante el todopoderoso conjunto francés, que pagó el exceso de relajación de la segunda parte con una igualada impensable al descanso.

Tablas que servirán al equipo español para acceder a la segunda ronda, en la que se enfrentará con Noruega, Islandia y Hungría, con tres puntos, los mismos que el combinado francés, y uno menos que Islandia, que se perfila como el gran rival del equipo español para acceder a las semifinales.

Fue un premio excepcional para la selección española, que no pudo empezar con más dudas el encuentro, ante un rival que no suele perdonar ni un sólo fallo de su rival, tal y como pudo comprobar España, que apenas pasados cinco minutos de juego ya marchaba con una desventaja de cuatro tanto (5-1). Y así continuó durante todo el partido.

Defender a Karabatic

Una sangría que el técnico español trató de frenar con una defensa individual sobre Karabatic, que si bien sirvió para contener momentáneamente a Karabatic, no bastó para detener al equipo francés, que no desaprovechó la doble exclusión de Cañellas y Gurbindo, para lograr su máxima renta (18-13) al llegar al descanso.

Ventaja que el cuadro español, pese a no rendirse nunca, apenas fue capaz de reducir en la segunda mitad, en la que los de Valero Rivera siguieron a expensas de un equipo francés, que no pareció deseoso, a diferencia de lo ocurrido ante Alemania, de castigar en exceso a su rival.

Una circunstancia que permitió a España situarse a tan sólo tres goles (27-24) a menos de seis minutos para la conclusión, tras un parcial de 3-0, gracias a las rápidas transiciones de Chema Rodríguez, que avivó las esperanzas del equipo español.

Marcador que obligaba de nuevo a Francia a meterse en un partido, que ya había dado por ganado desde hace muchos minutos, un tremendo error, como pudo comprobar segundos más tarde el gigante galo, que apenas tres minutos más tarde se encontró con un sólo gol de ventaja (28-27) y un jugador menos. España logró el empate.

Un luminoso que Chema Rodríguez tuvo la ocasión de dar la vuelta definitivamente para la selección nacional en un contragolpe a falta de veintisiete segundos en el poste de la portería defendida por Thierry Omeyer, el único jugador francés que nunca se fue del partido.

LA FICHA DEL PARTIDO:

28 - Francia: Omeyer; Abalo (3), Barachet (5), Karabatic (5), Accambray (1), Guigou (6, 4p) y Bertrand Gille (2) -equipo inicial- Karaboue (ps), Joli (1p), Junillon (-), Fernandez (3), Roine (-), Honrubia (1), Bingo (-), Dinart (-) y Sorhaindo (1)

28 - España: Hombrados; Rocas (4), Gurbindo (1), Garabaya (2), Viran Morros (-), Alberto Entrerríos (7) y Juanín García (1) -equipo inicial- Sterbik (ps), Roberto García (-), Maqueda (-), Raúl Entrerríos (2), Cañellas (2), Chema Rodríguez (2), Romero (4, 3p), Ugalde (-) y Aguinagalde (3)

Árbitros: Olesen y Pedersen (Dinamarca). Excluyeron por dos minutos a Accambray, Dinart (2) y Barachet por Francia; y a Cañellas, Gurbindo, Garabaya y Raúl Entrerrios por España.

Incidencias: Encuentro correspondiente a la quinta y última jornada del grupo A del Campeonato del Mundo de Suecia disputado en el Kristianstad Arena ante unos 4.000 espectadores.







0
0