EFE

Cotto consigue el sexto centro mundial al ganar por decisión unánime a Kamegai

Cotto consigue el sexto centro mundial al ganar por decisión unánime a Kamegai
Por EFE

El 27/08/2017 a las 11:43Actualizada

Carson (California, EE.UU.), 27 ago (EFE).- El veterano púgil puertorriqueño Miguel Cotto volvió a ceñirse un cinturón de campeón al vencer por decisión unánime al japonés Joshihiro Kamegai en pelea pactada a 12 asaltos dentro de la categoría del peso superwelter de la Organización Mundial de Boxeo (OMB), que estaba vacante.

La pelea, disputada al aire libre en el Stubhub Center de Carson (California), que registró un lleno, permitió a Cotto, de 36 años, conseguir el sexto título mundial en su carrera.

Cotto no había peleado desde noviembre de 2015, cuando perdió el título de peso mediano ante el mexicano Saúl 'Canelo' Álvarez, quien más tarde lo dejó vacante para enfrentarse al kazako Gennady Golovkin (GGG) el próximo 16 de septiembre.

Los jueces le dieron el triunfo con tarjetas de 120-108, 119-109 y 118-110.

Cotto, que dejó su marca en 41-5 con 33 nocáuts, fue siempre el púgil que tomó la iniciativa y lanzó múltiples combinaciones de golpes que llegaron con nitidez a la cara del boxeador japonés.

"Creo que el triunfo es merecido, fui siempre en el que más arriesgó y mejores golpes colocó y busqué la victoria desde el principio", declaró Cotto al concluir el combate.

Cotto soportó también la presión inicial de Kamegai y apretó el paso en los episodios finales para dejar sin opción de triunfo a su rival.

Kamegai salió agresivo frente a Cotto desde la campana inicial, pero Cotto propinó los golpes más duros, al colocarle un gancho de izquierda al terminar el primer asalto.

Cotto propinó un derechazo demoledor al comenzar el quinto asalto, que impulsó la cabeza de Kamegai hacia atrás.

"Es un púgil duro, un oponente duro", admitió Cotto al concluir la pelea. "Desde el quinto asalto y en el seis, ya sabía que no iba a detenerlo tan fácil".

A pesar de su valentía, Kamegai no tenía el poder para superar la clase y los golpes que le colocó el nuevo campeón boricua.

Antes de iniciarse el combate, Cotto adelantó que este sería su último año en los cuadriláteros y que quería irse por la puerta grande del triunfo.

Tras concluir la pelea contra Kamegai, Cotto declaró a la cadena de televisión HBO que estaba listo para pelear una vez más y que sería el próximo diciembre.

"Ya tengo 36. Voy a tener 37 años el 29 de octubre y creo que es suficiente, es suficiente boxeo para mí", admitió Cotto. "Uno más en diciembre y eso será todo".

Cuando se le preguntó a quién buscaría enfrentarse, Cotto indicó que la decisión corresponderá a su entrenador Freddie Roach, quien manifestó su deseo de ir contra el ganador del combate entre Álvarez y Golovkin.

"Sería una gran pelea, pero ahora lo único que quiero es disfrutar de la victoria que he conseguido esta noche", destacó Cotto.

Por su parte, el púgil japonés también reconoció que Cotto había colocado los mejores golpes y que se hizo merecedor a la victoria.

0
0