Getty Images

Nada ni nadie frena a Dovizioso en Sepang por ahora

Nada ni nadie frena a Dovizioso en Sepang por ahora
Por EFE

El 27/10/2017 a las 10:01Actualizada El 27/10/2017 a las 10:06

El italiano Andrea Dovizioso, segundo en la clasificación del mundial de MotoGP, protagonizó un pleno absoluto durante la primera jornada de entrenamientos libres para el Gran Premio de Malasia de MotoGP en el circuito de Sepang, al ser el más rápido en todo tipo de condiciones, tanto en seco por la mañana como en mojado por la tarde.

La lluvia se erigió en protagonista de la segunda parte de la jornada pues tanto los pilotos de Moto3 como después los de MotoGP se tuvieron que aclimatar a las nuevas condiciones y modificar la puesta a punto de sus motos, mucho más blandas de suspensiones, para conseguir un óptimo rendimiento.

Once segundos fue la diferencia de vuelta rápida entre unas condiciones y otras. Con el asfalto mojado volvió a ser el italiano Dovizioso quien marcó las pautas a sus oponentes, si bien en esta ocasión mucho más cerca del líder del mundial, el español Marc Márquez, quien por la mañana fue quinto en condiciones de seco y por la tarde logró la segunda plaza, aunque a más de medio segundo de su único rival camino de la cuarta corona mundial de MotoGP.

Dovizioso concluyó satisfecho la jornada al conseguir un buen rendimiento en todo tipo de circunstancias, lo que ya es una buena referencia para el resto del fin de semana en un trazado en el que la lluvia siempre suele jugar un papel muy especial por las condiciones climatológicas tropicales del país.

Prácticamente todos los pilotos centraron su trabajo en buscar un buen ritmo de carrera tanto en seco como en agua, sabedores de que será la segunda jornada la que determine el orden definitivo en la formación de salida.

Dovizioso ejerció un dominio apabullante en agua, pues a Márquez lo superó en más de medio segundo y a sus siguientes perseguidores, los también españoles Jorge Lorenzo, su compañero en el equipo Ducati, y Maverick Viñales (Yamaha YZR M 1), en más de un segundo, lo que habla de la superioridad del piloto natural de Forlí.

Como Rins, el italiano Valentino Rossi, que todavía cojea ostensiblemente tras la fractura de tibia y peroné que se produjo antes del Gran Premio de San Marino, mejoró notablemente cuando el agua hizo acto de presencia.

Por la mañana, Rossi no pudo pasar del duodécimo puesto, mientras que en condiciones de mojado fue sexto, entre su compatriota Danilo Petrucci y el español Álvaro Bautista (Ducati Desmosedici GP16), que por la mañana protagonizó una más que meritoria segunda plaza.

0
0