Valencia, 20 ene (EFE).- El Valencia Basket visitará este jueves la pista del LDLC ASVEL Villeurbanne, donde nunca ha sido capaz de ganar, en busca de un triunfo que le permita regresar a las ocho primeras plazas de la clasificación, que son las que le permitirían volver a jugar la Euroliga en su próxima edición en caso de acabar por delante de un Alba Berlín sobre el que tiene un pequeño colchón.
El equipo valenciano afrontará este choque tras haber conseguido frenar una racha de tres derrotas seguidas en la competición ante el Estrella Roja de Belgrado en la pasada jornada y de haber redondeado las buenas sensaciones con su novena victoria seguida en la Liga ACB en la complicada pista del Hereda San Pablo Burgos.
Esos tres tropiezos europeos hicieron caer al Valencia varias posiciones y ahora es noveno aunque tiene las mismas once victorias que el séptimo (Anadolu Efes) y el octavo (Zalgiris Kaunas), y que el décimo (Olympiacos). Que el conjunto lituano y el griego se enfrenten le permitirá exprimir un triunfo en un sentido u otro en el caso de ganar.
Euroliga
Barça-Anadolu Efes: La tercera tendrá que esperar
30/05/2021 A LAS 21:02
Pero el Astroballe es una pista ‘maldita’ para el Valencia, que ha perdido en sus cinco visitas al equipo francés en competiciones europeas. El ASVEL es especialmente fuerte en su pista en la que ha logrado cuatro de las seis victorias que acumula, aunque también ha perdido seis partidos.
De hecho, el conjunto que dirige TJ Parker perdió como local este mismo martes en un partido atrasado ante el Olympiacos. Por primera vez en mucho tiempo, el Valencia se enfrentará a un equipo que ha tenido menos tiempo para descansar y preparar el choque.
En el encuentro que les enfrentó en la primera jornada de esta Euroliga, el Valencia sufrió para imponerse por un ajustado 65-63 y tuvo problemas para reducir la influencia en el juego del pívot del ASVEL Moustapha Fall, algo que será uno de sus objetivos para este nuevo choque.
Para este encuentro, Jaume Ponsarnau podría recuperar después de más de dos meses de ausencia al escolta Vanja Marinkovic, que se lesionó de gravedad del hombro derecho y tuvo que ser operado, y mantienen la duda de Klemen Prepelic, que fue baja en el choque en Burgos por un proceso vírico aunque ya se ha ejercitado con sus compañeros.
El pívot Bojan Dubljevic, que ha estado dos semanas aislado del equipo tras anunciar el club un positivo por coronavirus, ya ha vuelto a ejercitarse aunque aún no se ha unido al grupo y seguirá de baja.
Euroliga
¡Qué final! 82-82, ocho décimas, Higgins... Y el Barça a la final
28/05/2021 A LAS 21:19
Euroliga
🏀 Una épica canasta de Higgins lleva al Barcelona a la final de la Euroliga
28/05/2021 A LAS 20:59