Los Cavaliers también confirmaron este viernes otros dos fichajes: el del base brasileño Raul Neto y el del pívot estadounidense de origen latino Robin López.
"Nuestro foco durante este verano ha estado centrado en hacer mejor a este equipo encontrando el mejor talento para ayudar a fortalecer esta plantilla", dijo en un comunicado el presidente de las operaciones de baloncesto de los Cavaliers, Koby Altman.
NBA
Un incendio obligó a suspender el Raptors-Pacers y evacuar el pabellón
27/03/2022 A LAS 07:52
Cuando piensas en el impacto que tuvo Ricky en nuestro equipo la pasada temporada, su incorporación se convirtió en una prioridad para traerle de vuelta a Cleveland
Rubio vuelve así a unos Cavaliers en los que brilló el pasado curso hasta que una grave lesión de rodilla le apartó de las pistas y le llevó traspasado a los Indiana Pacers en una operación que tenía más sentido por la parte financiera que por la deportiva para ambas franquicias.
El español estaba disfrutando de un gran momento con los Cleveland Cavaliers, que fue uno de los equipos revelación del pasado curso en la NBA, cuando a finales de diciembre se rompió el ligamento cruzado anterior de la rodilla izquierda.
La misma lesión que había sufrido en 2012 como novato en las filas de los Minnesota Timberwolves. Hasta su lesión en diciembre, Rubio estaba rindiendo a un nivel magnífico y el equipo le mimaba como el líder veterano y sereno que debía guiar a una plantilla repleta de talento joven.
Rubio estaba promediando 13,1 puntos, 4,1 rebotes y 6,6 asistencias en 28,5 minutos por encuentro. Pero los números no reflejaban exactamente su peso en el vestuario, ya que Rubio -junto a Kevin Love- era el mentor de una plantilla muy prometedora con jóvenes que piden paso a gritos como Darius Garland, Jarrett Allen (los dos All-Star el pasado año) o Evan Mobley.
En febrero y ya sin opciones de jugar en lo que restaba de temporada, Rubio fue traspasado a los Pacers a cambio de Caris LeVert. Una de las claves para entender aquel traspaso de Rubio desde la óptica de los Cavaliers era que el contrato del jugador, de 31 años, acababa a finales de temporada y por lo tanto era agente libre para decidir totalmente su futuro.
Rubio ha alcanzado en los últimos años un extraordinario punto de madurez, seguridad y inspiración que le permitió ganar el Mundial de China de 2019 con la selección española (fue el MVP del torneo) y ser el máximo anotador de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.
En la NBA, en cambio, no ha tenido mucha fortuna con sus equipos. Pasó muchos años en conjuntos con pocas aspiraciones (Minnesota Timberwolves) y salió de otras franquicias justo cuando empezaban a mirar a lo más alto (Utah Jazz y Phoenix Suns), después de que Rubio fuera fundamental en la consolidación de esos proyectos.
NBA
Chris Paul lidera a los Suns y los Bucks vuelven a vencer sin Antetokounmpo
23/01/2022 A LAS 07:29
NBA
Calderón regresa a la NBA como consejero de Cleveland Cavaliers
14/01/2022 A LAS 20:21