La selección española femenina de balonmano puso un pie y medio, sino los dos, en el próximo Europeo de Eslovenia, Macedonia y Montenegro 2022, tras imponerse este miércoles por 28-30 a la de Hungría gracias a un sensacional trabajo defensivo en los últimos veinte minutos.
Una auténtica lección defensiva que permitió a las "Guerreras" dar la vuelta a un partido en el que el conjunto español parecía abocado a la derrota con los cinco goles de desventaja (22-17) con los que contaba a los doce minutos de la segunda mitad. Pero nunca debe darse por vencido al equipo español, que una vez demostró que la palabra rendirse no figura en su vocabulario.
Champions League
El Barcelona se impone al Kielce en los penaltis y logra su undécima Champions
19/06/2022 A LAS 18:28
Ni las numerosas e importantes bajas, mermaron el carácter irreductible del conjunto español. Y es que la nueva generación de "Guerreras" parece dispuesta a demostrar que la cuarta plaza lograda en el pasado Mundial no es fruto de la casualidad.

El mejor ataque fue una buena defensa

Para ello, las de Imanol Álvarez, que este miércoles sustituyó en el banquillo español a José Ignacio Prades que operado recientemente de una dolencia renal no pudo viajar a Hungría, apelaron a su mejor argumento: la defensa. Un trabajo defensivo en el que jugó un papel fundamental Lara González, junto con Eli Cesáreo, que fue un auténtico muro en el eje de la zaga en la segunda mitad.
Por su parte, Maitane Etxeberria volvió a demostrar, pese a su condición de extremo, que puede defender en el lateral.
Mimbres con los que España fue poco a poco ahogando el ataque magiar, en especial a la lateral Szandra Szollosi-Zacsik, que tras martillar hasta en seis ocasiones la portería española en los primeros 42 minutos, en los 18 restantes sólo pudo sumar una diana más.

Las "tres pequeñas" resultaron decisivas

Un sensacional trabajo defensivo que se vio acompañado en ataque por la labor de las Alicia Fernández, Silvia Arderius y Paula Arcos, las "tres pequeñas" como la definió Imanol Álvarez en un tiempo muerto, que con sus penetraciones superaron una y otra vez a la defensa local.
Precisamente en un penalti provocado por Alicia Fernández, y transformado por una infalible Jennifer Gutiérres, autora de nueve dianas, llegó a los 55 minutos el empate (27-27) del equipo español, que ya se había hecho por completo con los mandos del encuentro.

El colofón final

Una remontada que pareció redoblar la intensidad defensiva del equipo español como demostró en la jugada que le puso por delante en el marcador (28-29) a menos de dos minutos para el final. Si Eli Cesáreo bloqueó el lanzamiento del equipo magiar, la extremo Jennifer Gutierrez recuperó el balón lanzándose en plancha, dando origen a un contraataque que resolvió Maitane Etxeberria.
Una lección de intensidad defensiva que España volvió a repetir segundos más tarde provocando a base de piernas y más piernas el pasivo del equipo magiar, para garantizarse una última posesión que la pivote Ainhoa Hernández no desaprovechó para firmar el definitivo 28-30.
Triunfo que reafirmó al equipo español, que cuenta por victorias todos sus partidos, en la primera plaza del grupo 5 con dos puntos de ventaja sobre Hungría, con quien las "Guerreras" volverán a medirse el próximo sábado en Santander.
Balonmano
Fallece a los 27 años Denis Tot, exjugador del Ademar, por un paro cardiaco
08/04/2022 A LAS 19:54
Balonmano
Paula Arcos, la joya del balonmano español, fichará por el campeón Bera Bera
16/03/2022 A LAS 19:03