Getty Images

Blog De la Calle: British Bobsleigh, ni mujeres ni negros

Blog De la Calle: British Bobsleigh, ni mujeres ni negros

El 30/10/2017 a las 12:40Actualizado El 30/10/2017 a las 14:56

Su técnico piensa que "los conductores negros no son buenos en bobsleigh" y hay acusaciones de sexismo y gestión fraudulenta... Así es la British Bobsleigh.

A escasos meses de la disputa de los Juegos Olímpicos de Invierno, en Gran Bretaña su equipo de bobsleigh sigue dando que hablar. Y no precisamente por sus éxitos deportivos. En junio The Guardian revelaba que había deportistas del equipo con miedo a hablar en público sobre cuestiones tales como la intimidación, el sexismo y el racismo. Estaban advertidos por la British Bobsleigh and Skeleton Association (BBSA) que podrían llegar a perder su puesto para competir en Pyongyan. A nadie le extraña.

En ese artículo, un miembro del British Bobsleigh confesaba lo siguiente: "La intimidación es normal en el trineo, pero nadie dirá nada. Me recuerda a una esposa maltratada o a un maltrato infantil porque la gente está aterrorizada. Nadie se pondrá de pie y dirá 'esto está fuera de lugar' porque tenemos miedo de que recorten nuestros fondos y no podamos competir en los Juegos Olímpicos". Está campaña del miedo, que se ha bautizado como toxic culture of fear", la cultura tóxica del miedo. Unas amenazas que ya existieron en los preámbulos de los Juegos de 2014 en Sochi.

La BBSA, que recibe 5 millones de libras de los contribuyentes, anunció hace unas semanas que debido a la crisis financiera no está en disposición de financiar al equipo femenino para los Juegos Olímpicos. Eso sí, confirmó que financiará tres trineos en categoría masculina. Una decisión de evidentes tintes sexistas que ha sido contestada por la exitosa campaña de crowdfunding iniciada por la deportista Mica McNeill (en la foto superior) para financiar al equipo femenino.

Al mando del British Bobsleigh se sitúa Lee Johnston, 12 veces campeón británico que participó en los Juegos Olímpicos de Invierno en 1998, 2002 y 2006, antes de convertirse en entrenador. Johnston no se destaca precisamente por su tolerancia. De hecho, es conocido por los comentarios racistas que dedicó a un deportista negro en 2013. "Sabía que llegarías tarde porque eres negro", le dijo a Toby Olubi. Minutos después completó su hazaña afirmando que "los conductores negros no son buenos conductores de bobsleigh ".

Hay también sospechas sobre mala administración, después de que la BBSA gastase más de medio millón de libras en un bobsleigh diseñado por McLaren, con todo el efecto mediático que conlleva, que se presentó como clave para el éxito olímpico. El prototipo no se consideró lo suficientemente bueno para ser utilizado para los Juegos de Sochi en 2014. La razón la explicaba un antiguo deportista: "Tuvo que ser rediseñado porque se encontró que era demasiado pequeño para que entrásemos los cuatro miembros del equipo".En esta misma línea, un reportaje de la BBC revelaba que "una gran parte de la subvención de 3,304.250 libras recibida fue invertida en la innovadora tecnología de vanguardia y la contratación de expertos de McLaren y BAE Systems".

Todo este mar de fondo ha provocado la salida de media docena de empleados muy significativos que estaban salpicados en estas investigaciones, entre ellos el director financiero y el director general. La llegada del nuevo director de rendimiento, Chris Price, parece haber relajado el ambiente. Pero la inquietante presencia de Lee Johnston y la exigencia máxima en los Juegos Olímpicos mantienen un clima de miedo y temor en un equipo que no puede permitirse no ganar. Es el British Bobsleigh and Skeleton Association (BBSA). De todo, menos un ejemplo.

0
0
Últimos vídeos