La sostenibilidad y el automovilismo solían ser dos polos opuestos, pero en los últimos años el deporte se ha visto obligado a replantearse su comportamiento. Esto ha incluido todo tipo de acciones, desde reducir el número de personal del equipo que vuela por todo el mundo hasta utilizar diferentes compuestos para la carrocería.
Una de las series que impulsan este cambio es la Extreme E, fundada por Alejandro Agag, quien también creó la Fórmula E. Este campeonato ha estado trabajando duro durante los últimos 18 meses para establecer métodos para convertirlo en un deporte lo más respetuoso posible con el medio ambiente, para una nueva aventura automovilística que verá la luz en 2021.
La nueva y radical serie de carreras verá a SUV eléctricos (vehículos utilitarios deportivos) competir en entornos extremos de todo el mundo, como los casquetes helados de Groenlandia, que ya han sido dañados o se han visto afectados por cuestiones climáticas y ambientales.
Ford-BringOnTomorrow
Eurosport y Ford lanzan 'Bring on tomorrow', una asociación para crear contenido digital
26/11/2020 A LAS 11:21

Odyssey 21

Fuente de la imagen: FORD

«La Extreme E se acerca más al consumidor, porque uno no puede ir a comprar un monoplaza de Fórmula E, por mucho que nos encantaría», comenta su Jefa de Comunicaciones, Julia Fry. «Decidimos utilizar un tipo de vehículo diferente porque los vehículos SUV son el segmento de consumo de mayor crecimiento en lo que a compra de automóviles se refiere, y también el peor para el medio ambiente».
La ciencia y la investigación son las bases de la Extreme E. En lugar de en avión, viajarán a cada lugar donde se celebre una carrera a través de un barco de carga y pasajeros llamado el Santa Helena.
«Hemos pasado 18 meses tratando de renovarlo al máximo, haciéndolo más eficiente y con las emisiones lo más bajas posibles», dice Fry. «Puede llevar toda la carga y los coches. Es una gigantesca tarea, pero evita que tengamos que transportar todo en avión, como se hacen en muchas otras competiciones».
También a bordo del barco contarán con un laboratorio de investigación que permitirá a científicos de todo el mundo realizar estudios oceánicos mientras se viaja entre distintos lugares remotos y fascinantes. Acaban de anunciarlo y animan a la gente a postularse y participar.
«A fin de cuentas, lo más importante que estamos intentando hacer es reducir nuestro impacto», dice Fry.
Nuestro objetivo es emitir cero emisiones de carbono netas al final de nuestra primera temporada
Con todos los ojos de la industria de la tecnología y del automovilismo puestos en ellos, será interesante ver cómo la Extreme E cambia la concepción del deporte.

LOS EQUIPOS BRITÁNICOS HACEN LO POSIBLE POR SER MÁS SOSTENIBLES

En una misión igual de importante se encuentra el equipo M-Sport patrocinado por Ford, que tiene su sede en el Reino Unido. Están demostrando que cualquier equipo del mundo puede intentar marcar la diferencia.
«Al automovilismo no se le conoce precisamente por ser el deporte más verde que hay», dice Richard Millener, Director del equipo. «Somos una empresa privada contratada por Ford para dirigir el equipo. Esto significa que la logística, el transporte y el funcionamiento del equipo están en nuestras manos».
Una de las áreas en las que se centran es la racionalización de sus esfuerzos para reducir su huella de carbono, sus costes de funcionamiento y el número de miembros del equipo que se desplazan por todo el mundo a reuniones y eventos.
Uno de los pasos que han dado es cambiar la estructura de sus garajes en un evento normal de automovilismo, de permanente a temporal.
«Hemos pasado de estructuras sólidas a hinchables», dice Millener. «Uno podría preguntarse si de verdad esto, per se, es sostenible, pero lo cierto es que de manera eficaz se puede transportar en un cuarto de camión lo que antes se transportaba en dos camiones. Por tanto, en realidad, ya son dos camiones menos que viajan por Europa, y eso, a lo largo de una temporada, tiene un gran impacto».

M SPORT

Fuente de la imagen: FORD

Millener cree que, si bien es importante obtener beneficios considerables como el cambio de estructura, otros beneficios menores derivados del uso de materiales reutilizables son igualmente vitales.
«Solíamos llevar a un chef a cada rally, pero ahora tenemos una cocina y empleamos a un chef local en cada evento; no viajan, no se están moviendo», dice. «Acabamos de comprar tazas de cerámica para todo el equipo, para que puedan tener su propia taza de café (que aparentemente necesitan) reutilizable, en lugar de utilizar de papel».
Hay tantos elementos y tantas empresas que usamos como equipo de automovilismo que miramos en cada uno de ellos y pensamos de qué manera podemos ser más sostenibles
A pesar de los desafíos sin precedentes a los que se han enfrentado en 2020 con la pandemia de COVID-19, el equipo no ceja en su empeño por ser más verde.
«No es solo el coche, sino todo el entorno en el que nos movemos. Hay tantos elementos y tantas empresas que usamos como equipo de automovilismo que miramos en cada uno de ellos y pensamos de qué manera podemos ser más sostenibles», dice.
Está claro que este equipo está mostrando cómo otros equipos pueden tomar medidas para ser más ecológicos.

FOUR MOTORS APUESTA POR LA TECNOLOGÍA DE LOS BIOCOMBUSTIBLES

En Alemania, un equipo de automovilismo ha estado trabajando duro para reinventar las carreras en las que compiten. Four Motors, que ahora cuenta con un trío de coches desarrollados con un concepto bio, utiliza biocombustibles en lugar de petróleo cuando compite en el famoso Nürburgring. En el tanque, el combustible de CropEnergies, con su mezcla de etanol al 20%, proporciona una potencia de competición sostenible con un 20% menos de CO2 y un 80% menos de partículas.
Si bien, este no es el único cambio instrumental que ha hecho Four Motors. En la reciente carrera de las 24 horas de Nürburgring, el equipo presentó el primer kit de cuerpo hecho con fibras naturales en su Porsche Cayman 718 GT4 CS SR.
El equipo tiene a Thomas von Löwis al timón y, como antiguo piloto de carreras que compitió en DTM, sabe lo que hace un buen coche.
«La compañía nació en 2003 y desde el principio Smudo ha estado compitiendo para nosotros», cuenta a Eurosport. Smudo es un rapero de la increíblemente exitosa banda alemana Die Fantastischen Vier que han vendido múltiples discos de platino. «Es un muy buen piloto de carreras y he trabajado con él desde el año 2000, cuando comenzó su propia carrera como piloto».
Su primer paso en el uso de una tecnología más sostenible llegó cuando comenzaron a competir en Nürburgring, el llamado Infierno Verde, en 2003 en un VW Beetle. Tenían un motor de cuatro cilindros en la parte delantera, pero funcionaba con biodiésel en vez de con combustibles fósiles tradicionales.
En un esfuerzo por ser aún más sostenibles, en 2005 crearon el primer coche bio, un potente Ford Mustang, utilizando componentes hechos de fibras naturales como el lino.

Bioconcept

Fuente de la imagen: FORD

«Compramos el cuerpo en Detroit y luego lo mandamos a Alemania», dice von Löwis.
Afortunadamente, sus socios continuaron respaldando esta emocionante pero desafiante nueva aventura. El equipo recibió el apoyo del Ministerio Federal de Alimentación y Agricultura de Alemania para desarrollar materiales para los coches de carreras. Four Motors ha estado mejorando los componentes hechos con biofibras a lo largo de los años para lograr casi el mismo peso y rigidez que la fibra de carbono, al tiempo que reducía la huella de CO2 en un 75%.
Otro pilar crucial de la sostenibilidad sobre el que se fundamente Four Motors reside en los motores de sus coches BioConcept, o desarrollados bajo un concepto bio. El equipo utiliza un aceite de motor de alto rendimiento re-refinado de Wolf Oil Corporation, formulado sobre un aceite base reciclado de la refinería finlandesa Tecoil.
Tom von Löwis está convencido de las ventajas de los lubricantes especiales: «El aceite de motor re-refinado no solo soporta la prueba de resistencia que son las carreras en Nürburgring, sino que también mejora significativamente el equilibrio ambiental. Al usarlo, se ahorran dos tercios de petróleo crudo y un 80% de CO2 en comparación con los aceites nuevos».
Estas innovaciones han permitido a Four Motors alcanzar nuevas cotas en la búsqueda por ser más sostenibles y ahora son conocidos como uno de los equipos más atrevidos por las valientes y encomiables medidas que han tomado para reducir su huella de carbono.
Junto con la Extreme E y algunos equipos británicos como M-Sport, impulsado por Ford, fabricantes como Ford trabajan a destajo para garantizar que reducen su huella medioambiental durante las próximas temporadas. En resumen, el automovilismo parece estar a la vanguardia y dirigiéndose hacia un futuro mucho más sostenible -y posteriormente viable-, que todos puedan disfrutar.

Autora: Helena Hicks.

Ford-BringOnTomorrow
Tecnología de escaneo cerebral para asistir al piloto en su conducción
16/11/2020 A LAS 14:44
Ford-BringOnTomorrow
Tecnología de escaneo cerebral para asistir al piloto en su conducción
16/11/2020 A LAS 14:59