Esquí de Fondo
PyeongChang

El deportista mexicano que aprendió a esquiar poco antes de ir a PyeongChang

Compartir con
Copiar
Compartir este artículo

German MADRAZO

Fuente de la imagen: Getty Images

PorEurosport
17/02/2018 a 20:28 | Actualizado 17/02/2018 a 22:28

De niño quería ser nadador olímpico, pero con 43 años se le presentó la posibilidad de representar a México en unos Juegos Olímpicos de Invierno. Consiguió clasificarse en esquí de fondo y pese a terminar último en esta disciplina, no dudó en desfilar ante el público ondeando la bandera de su país. Es Germán Madrazo.

Los Juegos Olímpicos de PyeongChang 2018 nos están dejando historias increíbles. Relatos de superación que ponen en valor la importancia del olimpismo y lo que puede llegar a suponer para un deportista.

Por lo curioso de su historia, Germán Madrazo se ha convertido en uno de los personajes más singulares de la cita olímpica. Y es que el esquiador de fondo mexicano terminó último en su disciplina, pero eso no le impidió ondear la bandera tricolor delante de todos los aficionados congregados en PyeongChang.

PyeongChang

Imanol Rojo cierra la participación española con una 35ª posición en la prueba de 50km

24/02/2018 A 07:16

Lo que muchos no saben es que Madrazo aprendió a esquiar en enero de 2017, con 43 años de edad. El sueño de este deportista originario del estado de Querétaro no siempre fue representar a su país sobre la nieve. De hecho, en su infancia siempre soñó con ser nadador olímpico. El joven Germán participó en varios torneos en su país de origen y mostró cierto interés por los triatlones, llegando a participar en varios ´IronMan´.

Fue en Sochi 2014 cuando Madrazo se interesó por los deportes de invierno, tras conocer la historia del peruano Roberto Carcelén, quien concluyó una prueba de esquí en los Juegos de Sochi 2014 (Rusia) pese a tener dos costillas rotas y un desgarramiento en un muslo. El mexicano buscó a Carcelén y éste le recomendó a su entrenador en Estados Unidos. "Le hablé a ese entrenador y me dijo ’no puedo prepararte, porque no tengo tiempo, pero si me acompañas manejando 6.000 kilómetros de Michigan a Utah, adonde tengo que entregar un coche, en el camino te enseño a esquiar”, contó Madrazo. Me subí al avión, no sabía siquiera si iba a ir por mí al aeropuerto”. Así, Madrazo se propuso clasificarse para la siguiente cita olímpica sin importar lo que le costase. Para lograr la financiación necesaria tuvo que vender sus bicicletas de competición y pedir dinero prestado. Gracias a esa cantidad, el mexicano pudo desplazarse a Europa, concretamente a Islandia, donde aprendió a esquiar.

Gracias a su esfuerzo y sacrificio, Germán Madrazo fue elegido como abanderado de México para la ceremonia de apertura de PyeongChang 2018 y se convirtió en protagonista, aunque no por sus resultados.

Temas relacionados
Esquí de FondoPyeongChang
Compartir con
Copiar
Compartir este artículo

Últimas noticias

Esquí de Fondo

Johannes Klaebo: el extraterrestre del esquí de fondo de 22 años que no sabe conducir

16/12/2019 A 15:43

Últimos vídeos

Esquí de Fondo

Esquí de fondo, Copa del Mundo: Bolshunov reafirma su superioridad en los 50 kilómetros

00:03:37

Más popular

Snooker

Championship League: ¡Como un cohete! O'Sullivan, de centena en centena en su estreno

AYER A 19:48
Ver más