Pero la visión medio llena del vaso, más la nueva oportunidad que comenzará en breve con el cíclico arranque de temporada, invita a pensar en que nada está decidido para lo que viene, que las flores también se marchitan y que, sin Mbappé, la igualdad debe presidir el nuevo campeonato, tanto el liguero aquí como el europeo allá. Y en una campaña diferente hasta en su calendario, con el Mundial entre noviembre y diciembre para lucrarse del oro manchado de Qatar.
Y es que es fútbol, ni contigo ni sin ti. Son pesadas estas semanas sin competición. Muy duras aunque el consuelo es bien sencillo: en nada, el Tour de Francia en Eurosport. Solo queda entretenerse (más que informarse) con el mercado balompédico, que casi nadie se lo cree. O no debería. Porque no hay un euro circulando salvo por parte del que también maneja, el que ya se ha gastado 100 millones, que se dice pronto, en el desconocido por estos lares Aurélien Tchouaméni. Sí, muy desconocido, que la mayoría de supuestos analistas no ha visto un minuto en directo del Mónaco desde la remontada con Morientes (y fue en 2004). Más reconocible es Antonio Rüdiger, tocado, por cierto, antes del plazo supuestamente legal para ello, lo que llega a sucederle a otro y se monta.
Hay clubes estado, también en España, por supuesto (a ver si los pelotazos y las palancas son por crowdfunding). El Real Madrid lo es, y mucho, lo mismo que el Barcelona, aunque su ruina lo aleje de la realidad competitiva de su actual querer y, de ninguna manera, poder, pese al constante circular de reputados nombres cuando a lo que más puede aspirar es a renovar a la baja a Sergi Roberto.
Fútbol
Los miércoles de Antonio Sanz: tiempo para un nuevo tiempo
21/06/2022 A LAS 20:40
Y luego está el Atlético, que es un club familia, otro concepto, donde resulta que se puede mercadear hasta que las rayas rojiblancas se tuercen y se hacen leyendas donde hay traidores. La novedad está en que la afición rojiblanca, y no ya de manera espontánea sino organizada, le haya dicho a las claras al club que basta ya con tanta tontería como cantaban Amistades Peligrosas.
Entre el Real Madrid, en la cresta de su ola pese al notable fiasco Mbappé; el Barcelona y sus sueños de grandeza que sueños son; y el Atleti del Simeone más reconocido, lo que hace rabiar a sus críticos como nunca, el fútbol está en un ´stand-by’ veraniego que solo promete revancha. Es ley de vida. Que aquí todo el mundo gana.
Fútbol
Al Khelaifi sale en defensa de Mbappé: "Rechacé ofertas del Madrid porque sabía que se iba a quedar"
21/06/2022 A LAS 16:56
Mercado de fichajes
Nuevo objetivo blanco en Brasil, las palancas del Barça y el Atleti quiere a Witsel, nombres del día
17/06/2022 A LAS 07:54