La Europa futbolística vive deslumbrada por el majestuoso arranque de Erling Braut Haaland con el Borussia Dortmund, incluidos sus dos goles para derrotar al PSG en la Champions. El noruego era un jugador que todos los grandes del continente tenían bajo su rádar. El delantero no ha sido ninguna sorpresa, porque, al igual que el madridista Martin Odegaard, llevaba años marcando la diferencia en categorías inferiores. Un futbolista que siempre jugó con rivales de mayor de edad, lo que no le impedía llamar destacar por encima de la mayoría con su poder goleador y su enorme talla. Un ariete alto, rematador puro, ambidextro en el golpeo y de una agilidad felina para sus 194 centímetros.

Fútbol
El fútbol del lunes: Estalla el 'Barçagate' y frenazo al Madrid
HACE 6 HORAS

Haaland nació en la ciudad inglesa de Leeds, donde jugaba su padre, el internacional noruego Alf-Inge Haaland, al que retiró del fútbol Roy Keane con una terrorífica entrada cuando el padre del delantero era jugador del Manchester City. Nacido futbolísticamente en el Bryne de la segunda noruega, debutó en el Molde en la máxima categoría de su país en 2017 cuando aún tenía 16 años. En el verano de 2018 se marchó a Suiza a jugar al Red Bull de Salzburgo, tras firmar un contrato por cinco temporadas. Pero su estancia en Suiza apenas ha durado temporada y media.

El delantero ha deslumbrado a toda Europa a golpe de goles. Muchos clubes han sondeado su contratación, tantos como a los que se les ha ofrecido su fichaje por parte de Mino Raiola, su peculiar agente. El Manchester United de Solskjaer, la Juventus de Cristiano, el Bayern... Todos renunciaron a la contratación. Y eso provocó que Raiola ofreciese a media Liga española el fichaje del jugador. Real Madrid, Barcelona y Atlético lo han podido fichar, también el Valencia de Lim, el Sevilla de Mochi y hasta el Betis ha tenido encima de la mesa la posibilidad de hacerse con Haaland. ¿Por qué no lo han contemplado?

No ha sido por su precio prohibitivo, ya que la cláusula del delantero en el Salzburgo rondaba los 20 millones de euros. Un precio accesible para los seis equipos citados. El problema radicaba en las comisiones del traspaso que exigían tanto el agente del futbolista, Raiola, como el padre del futbolista, Alf-Inge Haaland. Y a eso se añade las elevadas previsiones salariales del noruego, que en un primer momento exigía 8 millones de euros netos.

Finalmente ha sido el Borussia Dortmund quien ha dado el paso y ha cerrado su fichaje. El sueldo del jugador, según publicaban los medios alemanes, se ha cerrado en 5 millones y varios bonus por objetivos. Y se desconoce el importe de las comisiones que se han llevado Raiola y Haaland padre. Aunque la Juventus realizó una estimación del precio, cuando se planteó su fichaje, en el que incluía una mordida de 8 millones para el padre del jugador y otra de 15 para Raiola por cerrar la operación. ¿Hicieron bien los equipos españoles no asumiendo esas exigencias? El tiempo lo dirá. De momento los goles de Haaland deslumbran al planeta fútbol. Para regocijo de Raiola que calcula lo que puede ganar con un futuro traspaso del chico a un grande de Europa.

La Liga
Resumen Madrid-Real Sociedad: Vinicius arregla el desaguisado de Zidane
HACE 6 HORAS
La Liga
Resumen Madrid-Real Sociedad: Vinicius arregla el desaguisado de Zidane
HACE 6 HORAS