León, 30 ago (EFE).- La gimnasta internacional argentina Sol Andrea Martínez Fainberg ya mira hacia 2021, cuando espera que se retomen los campeonatos internacionales tras la crisis sanitaria de la covid-19, de la que dice salir "fortalecida" en declaraciones a Efe.

La gimnasta de padres argentinos, aunque nacida en Oviedo y que forma parte del grupo de entrenamiento del Club Ritmo de León en el Centro de Alto Rendimiento (CAR) de León tenía, antes de decretarse el estado de alarma, un amplio calendario con presencia en pruebas de Grand Prix y Copa del Mundo para preparar el Campeonato Panamericano de Utah (EE.UU), que se aplazó un año.

Gimnasia
Kohei Uchimura, con coronavirus, ausente del torneo internacional de Tokio
AYER A LAS 12:59

"Fue una situación inesperada y extraña para la que no estaba preparada la sociedad, porque inicialmente teníamos en la cabeza que pudiera dilatarse por un periodo de unas semanas, pero a medida que transcurrió el tiempo vimos que se perdería la temporada y, después de un largo de trabajo de entrenamientos, todo se vino abajo de un día a otro", recuerda.

Sin embargo, echando la mirada atrás deja a un lado los aspectos negativos del confinamiento domiciliario al que supo "adaptarse, porque no quedaba otra e intentar aprovechar esta experiencia inédita para sacar conclusiones positivas, algo que se logró con la flexibilidad que permiten también las nuevas tecnologías".

De hecho, considera que esos meses le sirvieron para "ser más dura mentalmente y afinar aspectos que muchas veces en los entrenamientos del día a día quedan en un segundo plano como la flexibilidad, equilibrio o mejora en los saltos, apartados que a veces suponen puntos débiles que pueden mejorarse".

El parón cortó una progresión que le hacía mirar "con mucho optimismo" esta temporada que, salvo por los compromisos con el Club Ritmo de León previstos para finales de este año, le harán pasar en blanco a nivel de selección argentina.

"Entrenar sin unos objetivos claros se hace más difícil y no es sencillo mentalizarse con vistas a competiciones internacionales que, en el mejor de los casos, llegarán a un año vista", reconoce a Efe.

De todas formas este periodo le permitirá a la discípula de Ruth Fernández a "tener más tiempo de preparación, para pulir las coreografías donde ya se estaban preparando cambios en cada uno de los aparatos y para llegar fortalecida de cara a las competiciones de 2021 y también para representar de la mejor manera posible al club a nivel nacional", recalca.

Sol Andrea Martínez es una de las gimnastas que puede seguir disfrutando de las instalaciones del Centro de Alto Rendimiento (CAR) de León junto con el resto de internacionales, en este caso españolas, María Año, Paula Serrano y Sara Llana, a las que se unirán en las próximas semanas las integrantes del equipo español júnior de conjunto que tendrá su sede permanente en León.

Fernando Pérez Soto

Gimnasia
La FIG reúne a la familia gimnástica para trazar los límites éticos del deporte
26/10/2020 A LAS 11:12
Gimnasia
Muere con 31 años una exgimnasta brasileña medallista en los Panamericanos de 2007
17/10/2020 A LAS 00:09