EFE

La lucha tradicional busca sobrevivir en la India

La lucha tradicional busca sobrevivir en la India
Por EFE

El 13/01/2019 a las 17:26Actualizado

Nueva Delhi, 13 ene (EFE).- Decenas de luchadores participan hoy en el centro de la India en una competición de la milenaria disciplina "kushti", un evento en que se promociona también la participación de mujeres y que pretende mantener vivo este deporte ante su decadencia.

"Este es un deporte local, antiguo, centenario que necesita ser salvado y promovido, por eso estamos organizando este 'dangal' (competición)", afirmó a Efe uno de los organizadores del evento, Uday Veer Singh, sobre una iniciativa que se enmarca en las celebraciones del festival Makar Sankranti.

El "kushti", similar a la lucha libre y existente desde hace al menos 2.500 años, es una disciplina en la que dos luchadores pelean sobre un cuadrilátero de barro o arena conocido como "akhara", vestidos apenas con un calzón.

En la competición que se celebra hoy por tercer año consecutivo en Bhopal, capital del estado de Madhya Pradesh, participan 64 hombres que tomarán parte en 32 peleas, mientras que las mujeres son una decena y pelearán cinco veces en el torneo.

"Queremos acabar con la discriminación de género en el deporte, por lo que promocionamos a las chicas", aseveró Singh sobre esta disciplina masculina por tradición.

Todos los participantes del torneo -que gana quien logre que su adversario quede inmovilizado con los hombros tocando el suelo- son menores de 22 años y se llevarán 1.000 rupias (unos 14 dólares) por participar y 5.000 (71 dólares) por pelea ganada, agregó la fuente.

El "kushti" ha ido cediendo terreno en los últimos años ante deportes de importación como el críquet, pero en la actualidad miles de jóvenes todavía lo practican por todo el país para mantener viva la tradición.

Requiere una gran dedicación y muchas horas de entrenamiento diario hasta el punto de que algunos luchadores viven como internos en los gimnasios, vistos como una forma de salir de la pobreza para muchos jóvenes rurales sin recursos.

0
0