Eurosport

Blog De la Calle: El Mundial se perdió en Flandes

Blog De la Calle: El Mundial se perdió en Flandes

El 15/05/2018 a las 18:10Actualizado El 15/05/2018 a las 18:16

España se queda fuera del Mundial. Las alineaciones indebidas de Fuster y Belie son el motivo. Todo empezó en Bruselas, ante Bélgica, con el rumano Iordachescu.

España está fuera del Mundial. El informe del Comité Independiente de World Rugby ha confirmado que los casos de Mathieu Belie y Bastien Fuster concurren en alineación indebida al haber jugado con Francia Sub-20 cuando esta selección era el segundo equipo de los galos. Hecho que les 'capturaba' e impedía para jugar con otra selección, cosa que ocurrió al jugar con España.

Pero las condiciones para que se produjera la alineación indebida se produjeron de forma irregular, como alega la Federación Española, porque los jugadores no fueron informados que quedarían 'capturados', además de no cumplirse los cuatro años seguidos con estatus de segunda selección de Francia. Además, España afirma que la Federación Francesa informó equivocadamente de que los jugadores podían jugar con los Leones. Ante las dudas, España debió consultar a World Rugby, como apunta la institución mundial del rugby en la resolución que ha hecho pública: "En caso de duda España debería haber chequeado con World Rugby cuál era la postura correcta. Así no habría habido dudas sobre qué jugadores podían jugar y cuáles estaban capturados por Francia según la regulación".

Las denuncias por alineación llegaron después del escándalo que se produjo en Bruselas en el Bélgica-España. El partido fue dirigido por el rumano Vlad Iordachescu, pese a que Rumanía estaba jugándose con los españoles el pase, y su actuación provocó la derrota de los Leones. La actuación parcial del rumano despertó las iras de la Federación española, que entonces sí protestó ante Rugby Europe y World Rugby. Este detalle no es menor. Porque el problema radica en que cuando España conoció la designación del árbitro rumano no hubo ninguna protesta formal. Todo quedó en una llamada de José María Epalza a Patrick Roben, el designador de Rugby Europe, con el que mantiene relación de la etapa del vasco como dirigente de Rugby Europe. Una simple llamada telefónica.

Sin embargo, a la llamada no le siguió ninguna protesta escrita ni a Rugby Europe ni a World Rugby. World Rugby no tenía noticias de la designación del rumano, por lo tanto no podía tomar la iniciativa y frenar el arbitraje de Iordachescu. ¿Por qué no se produjo tal comunicación? Lo cierto es que al final el partido se jugó, el rumano dirigió el partido y España perdió el choque y su plaza directa para el Mundial.

La labor del colegiado fue tan parcial que World Rugby, en un hecho sin precedentes, decidió repetir el partido después de visualizar el partido y realizar un informe muy elocuente, por parte de Alain Rolland, sobre la actuación de Iordachescu. Pero entonces estalló la tormenta de denuncias por alineación indebida. Comenzó la Alemania del uruguayo Lamoine, que finalmente será la selección que concurra a la repesca como segunda del grupo europeo. Denunció a Bélgica por una alineación que han aprobado por unanimidad en el Comité. Le siguió Rusia, que se ha clasificado de forma directa, denunciado el caso del tongano Faka'osilea de Rumanía, que también ha reunido la unanimidad del Comité. Y entonces Rumnanía reaccionó denunciando a Rusia y España.

El caso de los rusos fue desestimado y tres de los cinco casos de los españoles también. Sin embargo, Fuster y Belie estaban 'capturados' por Francia. Después de muchas deliberaciones, dadas las irregularidades de ambos casos, World Rugby ha decidido dejar fuera a Bélgica, Rumanía y España. La Federación Española ha anunciado una rueda de prensa para dar explicaciones. Probablemente anuncie que recurrirá la resolución debido a las probadas irregularidades que se han producido. De hecho, por este motivo, World Rugby no impondrá sanciones económicas a España. Ni le hará descender. Solo le ha restado los puntos. El Mundial se perdió en Flandes.

0
0