Antes de meternos en vereda, primero hay que explicar en qué momento empieza y termina una década. Puede parecer algo básico pero no son pocos los que todavía guardan bastante confusión con este tema. Las décadas inician en aquellos años terminados en "1" y finalizan en aquellos años terminados en "0". Es decir, hace dos meses hubo un salto de década. Una vez explicado este asunto, hoy recordaremos qué tenistas han sido los primeros campeones de Grand Slamen las últimas seis décadas, galardón que en esta ocasión ha recaído sobre Novak Djokovic y Naomi Osaka. Para el serbio no es la primera vez, aunque lo más interesantes será repasar el resto de nombres que ocuparon ese trono desde el arranque de la Era Open.
Claro, dicho así parece una ecuación fácil de resolver: quien gane el Open de Australia será el primer campeón de esa década. ERROR. El Grand Slam oceánico se disputó en el mes de diciembre entre 1977 y 1985, pasando a ser el último major de cada temporada hasta que en 1987 se decidió reubicar en el mes de enero. Por lo tanto, en buena parte de la década de los 80 Roland Garros ejerció de primer Grand Slam del año, fechado en la primavera europea. Ahora sí, ya está todo listo para encauzar este viaje de primeros campeones desde 1968, momento donde nació la Era Open.
DÉCADA 1971-1980: KEN ROSEWALL / MARGARET COURT
ATP Barcelona
El bielorruso Ilya Ivashka, primer rival de Nadal
HACE 8 HORAS
Empezamos fuerte el artículo, con dos de los mejores tenistas australianos de todos los tiempos, dos que sí o si estaban predestinados a ganar en casa. Lo hizo Ken Rosewall hasta en cuatro ocasiones, un número galáctico que se queda pequeño si lo comparamos con los once títulos que se llevó Margaret Court en su Grand Slam favorito. Nadie, absolutamente nadie, ha ganado más títulos en el Open de Australia que ella, aunque hoy en día ya tenemos a Djokovic a tan solo dos pasitos. En cuanto a Rosewall, que ya lo había ganado en 1953 y 1955, tuvo que esperar quince años para reconquistarlo de nuevo, aunque hay que subrayar que en los 60 no pudo disputarlo tras hacerse profesional. Ese problema no lo tuvo Court, que ya haba sido la primera mujer en ganar un Grand Slam en los años 60, pero se conoce que se quedó con ganas y decidió repetir también en los 70. Dos auténticas leyendas que sirvieron de puente entre la etapa amateur y la esperada Era Open.
DÉCADA 1981-1990: BJÖRN BORG / HANA MANDLIKOVA
La única década donde nos movieron las piezas de lugar. Aquí nos toca poner los ojos en Roland Garros, el primero de los cuatro torneos de Grand Slam que tuvo lugar en aquel calendario. Y claro, hablar del torneo parisino en aquellos tiempos es hablar de la dictadura de Björn Borg, quien levantaría en 1971 su sexto título. Él no lo sabía, pero aquella sería la última vez que el sueco saldría campeón de la Philippe Chatrier. De hecho, jamás volvería disputar el evento. Por su parte, en el circuito femenino era la época donde Evert y Navratilova se repartían todo el pastel, aunque de vez en cuando se les escapaba alguna porción. Esto ocurriría durante aquella primavera francesa, con una Mandlikova que ya venía de dar el golpe el año anterior en el Open de Australia. Esta vez la checa lo bordó en Roland Garros, derrotando a Evert en semifinales y a Hanika en la final.
DÉCADA 1991-2000: BORIS BECKER / MONICA SELES
Nunca un alemán había conquistado el Open de Australia, pero Boris Becker se iba a encargar pronto de este asunto. Tras el domino sueco de más de un lustro y el doblete de Lendl a finales de los 80, el germano cogería su turno en Melbourne para levantar en 1991 el primero de los dos títulos que acabaría ganando allí (1996). El bueno de Boris terminó encontrando en aquel lugar una superficie ideal para desarrollar su tenis de ataque, algo que solamente la tierra batida le rechazó. En el caso de Monica Seles fue justo lo contrario, a ella la hierba no le sentaba especialmente bien, pero fuera de ella era imparable. Entre 1988 y 1998, Seles solo pudo disputar el Open de Australia en cuatro ocasiones: en las cuatro salió campeona. Hablamos de una tenista que estaba llamada a ser la mejor de todos los tiempos, pero un loco se cruzó en camino en el momento de mayor esplendor. Quedarán por siempre sus registros de precocidad, incluyendo el honor de ser la primera mujer que levantó un Grand Slam en la década de los 90, con apenas 17 años.
DÉCADA 2001-2010: ANDRE AGASSI / JENNIFER CAPRIATI
Pese a no querer jugar el torneo durante sus ocho primeros años en el circuito, Andre Agassi tuvo un flechazo inesperado desde el primer día que pisó Australia. Lo hizo en 1995, año donde se proclamó campeón en su primera participación. Con el tiempo demostraría que Oceanía era el lugar donde mejor fluía su tenis, como se confirmaría en 2000, 2001 y 2003. Puede que la de 2001 no tuviera excesivo brillo, ya que no se enfrentó a ningún jugador del top14 en las dos semanas de torneo, aunque le pueden preguntar a Jennifer Capriati por la dificultad de ganar un Grand Slam. La jugadora de Nueva York irrumpió en el circuito con 13 años con una fuerza inaudita, pero el premio del Grand Slam no le llegaría hasta cumplir los 25. Eso sí, su estreno sería a lo grande, tumbando a Seles, Davenport y Hingis en las tres últimas rondas.
DÉCADA 2011-2020: NOVAK DJOKOVIC / KIM CLIJSTERS
Por aquí aparece el nombre de Novak Djokovic… y no será la última vez. Al serbio no le costó mucho ganar su primer Grand Slam (2008) pero sí le costó bastante ganar el segundo. Fueron tres años vagando en el desierto hasta que por fin en 2011 consiguió bloquear las mejores versiones de Federer y Nadal. No podría ser en otro lugar que en Australia, donde más éxitos acabaría acumulando en su carrera. Y mientras una carrera se disparaba, había otra que llegaba a su fin, aunque no le iban a faltar capítulos gloriosos. Hablamos de Kim Clijsters, quien regresara en 2009 después de ser madre para demostrar que todavía la quedaba muchas lecciones de tenis que repartir. A sus tres US Open le sumaría un Open de Australia, el de aquel 2011 que acabaría siendo su penúltima temporada en activo… hasta que en 2020 sorprendiera a todo el mundo con un nuevo regreso.
DÉCADA 2021-2030: NOVAK DJOKOVIC / NAOMI OSAKA
Los últimos en apuntarse a esta lista, aunque el nombre de Novak Djokovic ya nos suena bastante familiar. Posiblemente el hombre que termine su carrera con más récords que ningún otro, a menos que la NextGen le ponga remedio. El serbio ya dejó su huella en la primera página de la década pasada y lo ha vuelto a hacer diez años después. Otra vez en Melbourne, su templo sagrado, donde ya acumula nueve coronas. Solamente dos tiene Naomi Osaka, aunque no nos extrañaría verla por aquí de nuevo en el año 2031. La japonesa se ha vuelto una especialista en torneos de Grand Slam, habiendo ganado al menos un título por temporada en las últimas cuatro. Por regularidad, talento y carisma, desde luego que la nipona se merecía este galardón.

Djokovic-Medvedev: ‘Nole’ IX de Australia

Brady-Osaka: El Imperio de Naomi

Tenis
Barcelona Open 2021: Nadal-Ivashka, horario y dónde ver hoy
HACE 10 HORAS
Tenis
Nadal se diferencia de Djokovic: “Los récords significan más para él”
HACE 14 HORAS