Si buscamos en la caja de frases populares más utilizadas en el ámbito motivacional, hay una que siempre aparece de las primeras: “Soy el dueño de mi destino, soy el capitán de mi alma”. Lo escribió el poeta inglés William Ernest Henley en 1875, aunque cuando cogió fama mundial fue con Nélson Mandela y la película Invictus, nombre que terminó titulando el poema. El trasfondo del mismo fue la abrupta pelea que tuvo Henley con varias enfermedades físicas, las cuales no le impidieron tener una vida activa hasta el último de sus días. Algo muy parecido a lo que ha vivido Carla Suárez, quien se propuso el objetivo de decir adiós al tenis a su manera, sobre la pista, sin prestarle atención a ningún otro factor. Ni siquiera a un cáncer.
Más de un año después, la canaria ha superado todas las adversidades que el camino quiso lanzarle, pero nada pudo pararla. Imposible ante una mujer que se ha pasado casi quince temporadas luchando ante rivales más altas, más fuertes y que le pegaban más duro a la bola, aunque pocas alcanzaron la vigencia o el estatus que tuvo ella. Con esta trayectoria llegamos a Flushing Meadows, donde la canaria ha querido atender a Eurosport para compartir la emoción de este último baile. “Sinceramente no lo he preparado diferente, las rutinas siguen siendo las mismas y eso ayuda a llevar un orden de cara a la preparación y los entrenamientos”, confirma la actual 329º del mundo, presente aquí gracias a su ranking protegido. “Supone un último Grand Slam, supone un último adiós a tantos años de carrera y, sobre todo, supone unos últimos días con mis compañeras y con la familia del tenis. El objetivo es disfrutarlo, son momentos únicos que ya no se van a volver a repetir”.
US Open
Blog Murciego: La sonrisa del ganador
13/09/2021 A LAS 11:07
Compañeras, tenis y familia. Tres conceptos que Carla siempre ha sentido muy cerca y que muchas veces ha llegado a contrastar en una misma persona. En este último viaje, la de Las Palmas de Gran Canaria ha puesto rumbo a Estados Unidos rodeada de su núcleo más importantes. “Han venido mi hermano y mi madre para acompañarme, ellos querían estar en mi último torneo y la verdad que para mí será algo especial. También estoy con mi entrenadora Lourdes Domínguez con la que he empecé a entrenar en marzo. Son mi familia y siempre han estado a mi lado, me han cuidado mucho durante este último año y eso ayudó a que yo pudiera estar mejor”, nos cuenta la jugadora que cumplirá 33 años la próxima semana.

Barty-Carla Suárez en Wimbledon 2021

Fuente de la imagen: Getty Images

Antes del US Open, Carla ya pudo disfrutar de lo que tanto había echado de menos gracias a visitas tan emblemáticas como París, Londres o Tokio. “En Roland Garros fue mi vuelta a las pistas después de haber pasado por todo lo que me tocó vivir, allí el cariño y el recibimiento de mis compañeros fue increíble. En Wimbledon pude vivir un sueño, jugar en la pista central contra la número uno del mundo, competir de esa manera y disfrutarlo para mí fue algo increíble. El gesto y la ovación del público al final del partido es algo que nunca voy a olvidar. En Tokyo pude vivir una última experiencia en unos Juegos Olímpicos, tanto a nivel individual como en dobles, además de la oportunidad de saborear victorias de nuevo después de haber vuelto. Fue algo bonito y especial de vivir. Lo único malo de Roland Garros y Tokyo fue la ausencia de público pero del resto no hay ninguna cosa negativa que haya vivido en estos torneos”, comparte la veterana.

SU ÚLTIMO PARTIDO

Una cosa tenemos clara en este US Open: Carla Suárez disputará su último partido profesional. ¿Contra qué jugadora? ¿En qué ronda? ¿Cómo será? De momento, la española no tiene prisa por descubrirlo, aunque sí le apetece mucho afrontarlo. “No me lo imagino, pero tengo en mente poder y querer rendir al 100%. Sí que tengo ganas de que llegue y poderlo jugar. Todo siempre tiene un final y está claro que el mío está aquí en Nueva York”, valora la canaria, aunque también confiesa que se marcha con el nivel de tenis suficiente para haber seguido algunos años más. “Sinceramente, creo que sí. El nivel siempre lo he tenido y en este último año lo sigo teniendo, podría seguir compitiendo y podría seguir disfrutando, pero estar entre las mejores del mundo requiere de muchos esfuerzos, unos esfuerzos que mentalmente ya me estaban costando mucho. Por eso he decidido poner fin a mi carrera deportiva”, subraya.
El 1 de septiembre fue la fecha en la que Carla Suárez nos comunicó la enfermedad que sufría, el momento donde se nos puso un nudo en la garganta al ver sufrir a una de las deportistas más queridas por la prensa. El partido por la vida sabíamos que lo ganaría, pero nuestro deseo era que también se llevara el otro, el de regresar a una pista y despedirse delante de su gente, un epílogo acorde a su carrera. Hoy, por fortuna, podemos decir que lo ha conseguido. “Nunca pensé que no fuera a ser posible, pero debido a la enfermedad era una posibilidad. Por suerte no ha sido así y he podido despedirme como lo había pensado, donde quería y sobre todo de la manera que quería. Decidir cuándo y dónde juegas por última vez es muy bonito, lo es todo”.

Tenis | Carla Suárez-Ons Jabeur: Volver a ganar 18 meses después (6-4, 6-1)

US Open Femenino
😢🎾 Carla Suárez se despide del tenis tras 15 años de carrera
30/08/2021 A LAS 19:13
US Open
De la épica al sufrimiento: Así fue la primera jornada para la Armada
30/08/2021 A LAS 15:35