Getty Images

Eurobasket 2017 (semifinales), Rusia-Serbia: España se jugará el bronce ante Shved (79-87)

Eurobasket 2017 (semifinales), Rusia-Serbia: España se jugará el bronce ante Shved (79-87)
Por EFE

El 15/09/2017 a las 18:57Actualizada El 15/09/2017 a las 22:45

Rusia será la rival el domingo a las 16:00 de España por el bronce tras caer en semifinales del Eurobasket contra Serbia (79-87), liderada por Bogdan Bogdanovic. Desde el primer cuarto el conjunto entrenado Sasha Djordjevic dominó el partido a pesar de la reacción de su rival en el último periodo, con un Shved que finalizó con 33 puntos. Eslovenia se verá las caras con los balcánicos en la final.

Ficha del partido

79 - Rusia (20+14+23+22): Shved (33), Khvostov (10), Mozgov (11), Vorontsevich (14) y Dmitri Kulagin -equipo inicial-, Fridzon (3), Ivlev, Antonov, Zubkov (6) y Kurbanov (2).

87 - Serbia (25+23+18+21): Bogdanovic (24), Lucic (13), Bircevic (2), Jovic (8) y Kuzmic (3) -equipo inicial-, Macvan (4), Milosavljevic (7), Stimac, Micic (5), Guduric (3) y Marjanovic (18).

Árbitros: Leandro Lezcano (ARG), Panagiotis Anastopoulos (GRE) y Manuel Mazzon (ITA). Khvostov fue eliminado por cinco personales (min.40).

Incidencias: Partido correspondiente a las semifinales del Eurobasket 2017 disputado en el Sinan Erden de Estambul ante 5.235 espectadores.

Nudo

Serbia tomó las riendas del partido desde el primer minuto de juego y con velocidad en ataque y una buena defensa sobre el cerebro del equipo ruso, Aleksei Shved, comenzó a tener las primeras ventajas, 8-12 (min.5).

Al final del primer tiempo, el 20-25 no hizo justicia a las sensaciones de ambos equipos sobre la pista. Los serbios dieron la sensación de dominar el partido en todas las facetas y de que abrir brecha en el marcador era sólo una cuestión de tiempo. Así ocurrió en el segundo cuarto cuando en cuatro minutos endosaron a los rusos un parcial de 3-12, para pasar de un 26-32 a un más claro 29-44 (min.17). Al descanso se llegó con un 34-48 ya más claro.

Tras el paso por vestuarios, Rusia comprendió que si seguía jugando igual tendría el partido perdido y comenzó a arriesgar, sobre todo en ataque. Elevó la velocidad y las circulaciones de balón y después de 3,15 minutos consiguió echar el aliento en el cogote a los serbios, que salieron un poco más tranquilos del vestuario, con un 52-57.

Serbia tiró de manual de juego en esos momentos, volvió a correr, a dominar el rebote y ha hacer penetraciones en la pintura rival, después de largas y rápidas jugadas. Bogdanovic, Lucic y Jovic ganaban el noventa por ciento de sus duelos individuales y la presencia de Marjanovic bajo los aros fue un auténtico suplicio para Rusia, tanto en defensa como en ataque.

Los balcánicos apretaron en los últimos momentos y cerraron el tercer cuarto con 57-66. El inicio del último periodo fue de nuevo positivo para los rusos, que se acercaron hasta un 65-69 (min.32.20), con Shved ya en los 24 puntos en esos momentos.

Bogdanovic, que siempre aparece cuando su equipo le necesita, asumió la responsabilidad y con la entrada de Marjanovic, Serbia volvió a restablecer el 'statu quo' anterior en apenas dos minutos, 65-75 (min.34). Rusia pegó otro tirón, 70-75 (min.35) y Shved con un triple para sumar 30 puntos anotados hasta ese momento (73-75, min.36), puso el partido en un puño.

Cuando más caliente estaba el partido, a dos minutos para el final, surgió de nuevo Bogdanovic para sentenciar con un triple y cinco puntos seguidos y decidir que Serbia jugara la final con Eslovenia. Los 33 puntos de Shved no sirvieron para nada, si acaso para avisar a la selección española en la lucha por la medalla de bronce.

0
0