AFP

Open de Australia 2016, Federer-Berdych: Un hombre sin piedad (7-6, 6-2 y 6-4)

Open de Australia 2016, Federer-Berdych: Un hombre sin piedad (7-6, 6-2 y 6-4)

El 26/01/2016 a las 07:15Actualizado El 26/01/2016 a las 07:39

Roger Federer se clasificó para las semifinales del Open de Australia 2016 después de eliminar a Tomas Berdych en sólo tres sets. El tenista suizo negó toda posibilidad de tomar ventaja al checo, frustrándolo desde los primeros compases del partido, y tendrá en las semifinales una prueba de fuego para saber si vuelve a ampliar su cifra de torneos del Grand Slam.

Eurosport Player: Hasta 16 pistas en directo

Síguelo en Eurosport

Personajes

Roger Federer. Sigue con paso firme en Melbourne. Cada pequeño paso adelante que intentaba dar Tomas Berdych en el partido era rápidamente compensado por uno aún más amplio del Expreso de Basilea, que sigue economizando esfuerzos y sólo ha cedido un set en lo que va de torneo. Quiere seguir demostrando que está en disposición de sumar más Grand Slams a su ya extensa colección de 17 trofeos en su vitrina.

Nudo

Roger Federer tiene ganas de reverdecer sus laureles en uno de los cuatro grandes escenarios del tenis mundial, sin importar en cuál lo consiga. El suizo busca la reinvención y la excelencia de forma constante y ante Tomas Berdych volvió a demostrarlo. Quiso tomar la iniciativa el checo y llegó a sorprender al romper el servicio del de Basilea, pero la reacción de éste fue devolverle el golpe de inmediato y poner orden en la central de Melbourne. Avanzó el set con bastante irregularidad pero sin nuevos sobresaltos hasta el tie break, territorio en el que Berdych tenía ventaja sobre Federer. Hasta la única estadística que no dominaba pasó a estar de su lado.

La segunda manga apenas tuvo historia, pues Federer se decidió a pisar el acelerador y acercarse cada vez más a las semifinales, sin que su rival pudiera responder, aún ocupado intentando sobreponerse de la decepción de haber dejado escapar el desempate en la primera manga y haber cedido nada más comenzar la segunda su saque. Volvió Berdych a alzar la voz cuando le hizo el segundo break a Federer, pero obtuvo como contestación otro golpe directo al mentón: un contrabreak que terminó de hundirlo. Siguió remando sin convicción y Federer volvió a romperle el saque con 4-4 para tomar el desvío a semifinales mientras Berdych salía por la puerta de atrás, valiente pero sin premio.

Nuestra opinión

0
0